Hace un año el Sistema Coca-Cola y la Fundación Natura Bolivia emprendieron un proyecto con el objetivo de proteger y contribuir con la reposición de agua en los acuíferos ubicados en el departamento de Santa Cruz. Hoy no solamente se están logrando las metas trazadas, sino que también se ha mejorado la calidad de vida de muchas familias.

El proyecto consiste en involucrar a las autoridades de los municipios, a las cooperativas locales y a las comunidades a través de los Acuerdos Recíprocos por Agua (ARA) para realizar acciones concretas de conservación y así generar un cambio que ayude al medio ambiente. De esta manera, se pretende dar una solución efectiva a la deforestación, uno de los problemas más críticos que afecta a la conservación de los acuíferos.

Los propietarios de las tierras se comprometen así a evitar acciones como el chaqueo o el pastoreo del ganado cerca de las cuencas de agua, para conservar estos acuíferos. Como incentivo, se les brinda alternativas de desarrollo como cajas apícolas, plantines de árboles frutales y herramientas que los ayuden en el riego de sus cultivos y la producción pecuaria.

El objetivo es lograr reponer un millón de metros cúbicos a las fuentes de agua de Santa Cruz.

Los resultados de un esfuerzo conjunto

Para conocer el impacto de este proyecto a un año de su implementación, se realizó una visita a diferentes comunidades del municipio de El Torno, a 32 kilómetros de la ciudad de Santa Cruz. Las 159 familias beneficiadas, que se convirtieron en “guardianes de los bosques” a través de los ARA, mostraron sus cultivos de cítricos y las cajas de apicultura.

Los resultados del primer año de trabajo muestran el resguardo de 6.116 hectáreas de bosque, que a su vez ayudan a infiltrar 451.000 metros cúbicos de agua en los acuíferos. Se espera que con este proyecto se proteja la biodiversidad de los bosques y que se mantenga la cantidad y calidad del agua de las cuencas boscosas.

Bolivia y Coca-Cola comprometidos con el cuidado de agua

Santa Cruz concentra al menos el 75 % de la deforestación del país, práctica que afecta a la provisión de agua. Es por eso que el proyecto se enfoca en la reposición de las cuencas del Río Grande y Piraí que, según datos de la Fundación Natura, son las más importantes del país.

Actualmente, el proyecto se implementa en seis municipios de Santa Cruz: Moro Moro, Vallegrande, El Torno, Pucará, Samaipata y Postrervalle para mejorar los recursos hídricos que son de beneficio para el departamento.

Coca-Cola se ha comprometido a nivel global a reabastecer el 100% del agua utilizada en sus productos y procesos productivos para 2020. Esta meta ya se cumplió en 2016, pero la Compañía sigue generando alianzas y proyectos para coadyuvar en la temática.

Si quieres conocer más proyectos de reabastecimiento de agua, haz clic aquí