Tener ahora el tiempo suficiente para reciclar desde casa puede ser un gran desafío para quien no lo hace todavía y un estímulo para quien ya lo tiene incorporado a su rutina diaria. Sea un caso o el otro, la agrupación de jóvenes voluntarios Start aconseja tener en cuenta varias pautas para poder cuidar el planeta desde el hogar

“A veces le pedimos a la vida un poco de tiempo para terminar un proyecto, ordenar los pendientes, o para tomar un curso. Ahora, por la cuarentena, nos enfrentamos a una pausa obligada que, entre otras cosas, puede servirnos para reflexionar sobre nuestra actitud en relación al planeta”, señala al otro lado del teléfono Gabriela Cremmer, coordinadora para Bolivia de Start, una agrupación internacional de voluntarios preocupados y ocupados por los temas medioambientales. Y agrega un desafío: “Proponemos empezar por una acción que podemos asumir de forma consciente y desde nuestras casas: reciclar”.

La crisis sanitaria por la pandemia de Covid-19 no solo ha confinado en sus hogares a gran parte de la población sino que también ha replegado al ejército de recicladores que cada noche peinaba las calles de diferentes ciudades en busca de botellas o cartón. En zonas como Santa Cruz, donde se concentra más del 50% de los casos positivos de Covid-19 a nivel nacional, la recolección de residuos se torna todavía más riesgosa. Por esa razón, “reciclar ahora está más que nunca en manos del vecino que puede separar sus desechos y acopiarlos en alguna parte de su casa hasta que se restablezca  el servicio de recolección habitual”, afirma Gabriela.

La situación es muy distinta en la ciudad de La Paz, primera ciudad autosustentable del país, donde los vecinos, según el número de terminación de su carnet de identidad, pueden salir a la calle y depositar sus residuos segregados en las islas verdes y contenedores diferenciales. Desde esos puntos, son recogidos por camiones especiales del municipio y trasladados a la planta de clasificación de residuos de Alpacoma, que continúa funcionando, pero tomando todas las medidas de bioseguridad correspondientes.

Start, que en Bolivia reúne a más de 150 jóvenes voluntarios, es parte de la campaña Cambiemos la Herencia y aliada estratégica en los proyectos medioambientales de Embol, embotelladora de Coca-Cola en siete departamentos del país. “Apuntamos a conformar una relación más amigable con el planeta y una sociedad más consciente de sus acciones”, afirma Gabriela.

En esa línea, desde Start explicaron a Journey una serie de recomendaciones sencillas y prácticas para poder reciclar en casa durante la cuarentena, pero también pensando en que esas nuevas rutinas se transformen en hábitos sostenidos en el futuro.

Consejos prácticos para reciclar durante la cuarentena

- Informarse sobre el manejo adecuado de los residuos domésticos

Conocer cómo debe ser el manejo de los residuos que se generan a diario en casa es el punto de partida. Gabriela considera que este es un paso muy importante para aquellas personas que se inician en el reciclaje ya que de la correcta separación de los desechos depende el éxito del proceso. Así, por ejemplo, se debe hacer una primera separación de los residuos sólidos de los  orgánicos. Dentro del grupo de los sólidos, especialmente plásticos, clasificarlos por tipo; es decir, botellas PET a un lado, envases de detergentes en otro, bolsas, entre otros. En ese sentido, también es importante saber dónde se puede entregar el cartón o el papel, dónde dejar las botellas de vidrio o las de plástico, una vez que pase la emergencia sanitaria. Aquí pueden consultarse dónde están los puntos de acopio en Santa Cruz.

- Elegir un lugar de almacenamiento y separar los residuos

Se debe buscar un lugar del hogar que sea ventilado para allí almacenar los residuos sólidos, que deben estar limpios, secos y desinfectados para evitar cualquier contaminación o malos olores. En este punto se pueden apilar en cajas materiales como vidrio, botellas de plástico, cartón, latas, papel, entre otros. Y antes y después de manipular los materiales, debemos lavarnos bien las manos.

Si transcurren las semanas y el material acumulado se vuelve voluminoso, se puede llamar a la Asociación de Recicladoras para que, en caso de que el domicilio esté cerca de algún punto de acopio de la red, alguien pase a recogerlo. La líneaEco es (+591) 69071160.

“No estamos saliendo, pero podemos hacer alguna excepción si el material es limpio y seguro; es decir, que esté bien desinfectado, y quede cerca a alguno de los puntos de acopio que tenemos”, explica Neyda Tamayo, presidenta de la Red de Recolectores y Recicladores de Bolivia.

- Alargar la vida útil y crear cosas nuevas

Otras de las claves es la reutilización, un proceso que permite extender la vida útil de diferentes elementos tanto como sea posible. Por ejemplo, podemos reutilizar los maples de cartón de huevos en la siguiente compra; o los envases de vidrio de mermeladas pueden pasar a guardar semillas y granos.  Otra alternativa es preferir los envases retornables cuando se compran gaseosas.

Por otra parte, y siguiendo con las recomendaciones de Start, también podemos transformar las cáscaras de huevos en recipientes para almácigos; y algunos envases de plástico -como de detergente o aceite- pueden pasar a ser macetas o portalápices. En la web de Start hay varias ideas de este tipo.

- Tratamiento especial a los residuos orgánicos

La separación de los residuos orgánicos es una de las tareas más importantes del reciclaje en casa ya que constituyen el 80% de los residuos generados durante a diario.

Además, se trata de una tarea clave para poder también revalorizar este tipo de desechos a través de su compostaje. Este proceso permite reciclar los desechos orgánicos que se generan en el hogar y transformarlos en fertilizante para las plantas y el suelo.

En el siguiente video, te explicamos cómo hacerlo en tan solo un par de pasos.